¿Qué son los estudios caso control?

Son estudios en los que el evento, evolución o condición de interés ya han ocurrido en un grupo de personas (casos). Se comparan estos casos con personas en los que el evento, condición o evolución no están presentes (controles). Se busca hacia atrás en su historia si la exposición a algún factor que se entiende causal o fuertemente asociado con el evento está desigualmente presente en casos y controles. Una condición esencial es que casos y controles sean lo más parecidos posible, excepto por el evento que, presente, los hace casos, y ausente, controles. Por eso los casos son apareados con los controles por determinadas condiciones, fundamentalmente sexo y edad.

El apareamiento por determinadas condiciones no asegura que casos y controles sean similares: pueden diferir en peso, condiciones socioeconómicas, presencia de determinada patología, etc. Por eso es tan importante ser muy estricto a la hora de definir quién es un caso (definición muy rigurosa del evento o condición) y de dónde surgen los controles.

Las fuentes de los controles pueden ser múltiples. Si los casos surgen del hospital, una primera fuente de controles son pacientes hospitalizados por otras causas. Los controles hospitalarios son fáciles de reclutar, y tienen criterios de derivación en general similares a los casos; pero con antecedentes diferentes a los de la población general. Si se eligen pacientes hospitalizados, deben ser seleccionados aleatoriamente de diferentes servicios. Diferentes fuentes de controles pueden contribuir a encontrar un gradiente en la relación exposición evento. Personas cercanas a los casos (amigos, parientes) tienen como ventaja ser similares desde el punto de vista étnico y socioeconómico, pero pueden tener factor de exposición similar (por ejemplo, alimentación, factores ambientales) y por lo tanto diluir la asociación entre exposición y evento.

Ventajas: muy útiles en el caso de patologías poco frecuentes y con largo período de gestación, en los que seguir durante ese período a todos los expuestos habrá sido costoso y trabajoso. Son estudios rápidos, baratos y permiten evaluar varias exposiciones para un solo evento.

Desventajas: es muy factible un error sistemático (sesgo) en la selección de casos y controles y en la adjudicación de exposición en unos y otros. El sesgo de selección aparece cuando por haber tenido determinada exposición es más o menos factible que una persona sea detectada como caso. Por ejemplo: el tratamiento con estrógenos favorece el sangrado ginecológico y por eso favorece la detección de una neoplasia. Un estudio caso control de mujeres con y sin cáncer ginecológico, sobre representará la relación entre estrógenos y cáncer. Otro sesgo frecuente es el de recuerdo: si se interroga a casos y controles sobre una exposición del pasado, es más factible que sea recordada por los casos, más predispuestas a vincular cualquier hecho con el origen de su mal. Es importante que el investigador que adjudica la exposición sea ciego a la condición de caso o control de la persona que entrevista, para evitar el sesgo del entrevistador.

Un estudio representativo de los caso control es el estudio INTERHEART. Fueron hace décadas estudios caso control los que permitieron detectar la relación entre cáncer de pulmón y fumar cigarrillos.

Dr. Jorge Thierer

 

Deje su comentario

INSCRIBITE A NUESTRO NEWSLETTER

SAC Móvil

¡Descarga nuestra aplicación para navegar nuestro contenido de una manera más fácil y dinámica!