Recomendaciones de la Asociación Europea de Imágen Cardiovascular sobre imágenes cardiovasculares para la detección de fuentes embólicas 2021

European Heart Journal – Cardiovascular Imaging, Volume 22, Issue 6, June 2021, Pages e24–e57

Recientemente fueron publicadas las Recomendaciones de la Asociación Europea de Imagen Cardiovascular (EACVI) sobre el rol de las imágenes cardiovasculares en la detección de fuentes embólicas. La relevancia de estas recomendaciones se justifica en el hecho de que la embolia cardíaca es responsable de una proporción cada vez mayor de accidentes cerebrovasculares (ACV) isquémicos y el rol la de las imágenes cardíavasculares en este escenario es fundamental para un diagnóstico precoz tanto de la etiología como también en el seguimiento y toma de decisiones terapéuticas.

La embolia cardio-aórtica representa alrededor del 15-30% de los ACV isquémicos. Además una cuarta parte de los pacientes tiene más de una fuente cardio embólica y el 15% tiene aterosclerosis cerebrovascular significativa. 

El diagnóstico de ACV cardioembólico es un desafío dado que una posible fuente cardíaca de embolia no siempre establece el mecanismo del ACV. Por este motivo, estas recomendaciones intentan describir el rol de las distintas técnicas de imágenes cardiovasculares en este escenario.

Se destaca el rol de la ecocardiografía transtorácica (ETT) como transesofágica (ETE) asociado al uso de contraste para la detección de trombosis de la orejuela izquierda en pacientes con fibrilación auricular (FA), como también su papel fundamental en la identificación de vegetaciones, trombosis valvulares, ateromas del arco aórtico, foramen oval permeable, comunicación interauricular y tumores intracardíacos. La tomografía cardíaca (TC) como la resonancia cardíaca (RC) son también técnicas muy precisas para detectar trombosis de cavidades, tumores intracardíacos y trombosis de prótesis valvulares. 

La FA continúa siendo la principal fuente cardiaca de embolia, aunque el rol de las imágenes en cuanto a caracterizar la disfunción auricular izquierda (AI) como de la orejuela izquierda (OI) aún sean controvertida (p. ej., geometría de la OI). En relación a los ateromas aórticos se plantea una mayor sensibilidad del ETE con respecto a la TC. Del mismo modo la RC resulta más sensible para la identificación de trombos ventriculares con respecto al ETT; mientras que en caso de trombosis a nivel de la AI el ETE o la TC serían las técnicas de primera elección. Por último al momento de evaluar masas cardíacas se detaca el papel de la ETE tridimensional para la caracterización de las mismas. A pesar de todo, alrededor de un tercio de los pacientes con ACV isquémicos tienen una causa poco clara, constituyendo el ACV criptogénico un grupo heterogénea de pacientes donde las decisiones terapéuticas son establecidas en base a un mecanismo potencial.

Finalmente las recomendaciones destacan el abordaje multimodalidad al momento de evaluar estos pacientes y se propone un algoritmo diagnóstico en el que la imagen vascular y la ETT / ETE de contraste se consideran la herramienta de primera línea en la búsqueda de fuente de embolia cardíaca. La TC y la RC se consideran herramientas alternativas y complementarias, y sus indicaciones se describen caso por caso. (Figura 1)

Figura 1: Diagrama adaptado de las Recomendaciones EACVI para la detección de fuentes embólicas

Comentador: Mariana Corneli MTSAC  Gabriel Perea MTSAC
Consejo de Eco Doppler Cardiaco y Vascular “Dr. Oscar Orias”

Consejos científicos
Comunicaciones SAC

Viajes y Trombosis venosa Profunda

Prevención de eventos trombóticos en viajes prolongados. La asociación entre viajes prolongados y trombosis venosa profunda (TVP) fue descrita por primera vez en 1954 (1).

Leer Más >>

INSCRIBITE A NUESTRO NEWSLETTER

SAC Móvil

¡Descarga nuestra aplicación para navegar nuestro contenido de una manera más fácil y dinámica!